desarrollo.editmaker.com
Fijar rutinas diarias y fomentar la creatividad frente al confinamiento
Ampliar

Fijar rutinas diarias y fomentar la creatividad frente al confinamiento

martes 05 de mayo de 2020, 11:15h

Escucha la noticia

La alerta sanitaria del coronavirus ha generado una serie de consecuencias a las que la población tiene que hacer frente por primera vez. El psicólogo Jaume Descarrega, profesor de Psicología en la URV, resume algunas de las indicaciones para hacer que la emoción "normal" del miedo no se convierta en desesperación

Seguir las recomendaciones para una buena gestión psicológica para afrontar esta nueva situación es clave. Dudas, miedos, tristeza, son algunas de las emociones más comunes i es por este motivo que el Colegio Oficial de Psicología de Cataluña (COPC) ha elaborado una guía para evitar la pérdida de control y hacer más tolerable la situación. El psicólogo Jaume Descarrega, profesor de Psicología en la URV y miembro del COPC resume algunos aspectos:

Teletrabajo y vida familiar

¿Cómo se puede compaginar la vida familiar con el trabajo sin salir de casa? Esta es, según el psicólogo, una de las peticiones más recurrentes de estos días. Partiendo de la base de que hay niños y niñas de todas las edades sin poder salir de casa y con necesidades diferentes, recomienda dar una información adecuada a cada edad que permita, sobre todo a los más pequeños, tener respuesta a las dudas y preguntas para que puedan entender y contextualizar la realidad, sin que les suponga un exceso de alarmismo. No se debe mentir pero hay que evitar la sobreinformación.

Explicar la situación es fundamental, como lo es, también, señalar la diferencia entre la situación actual y las vacaciones. Hay que adoptar unas normas en función de las recomendaciones sanitarias y establecer una organización cotidiana: tener cuidado en los horarios -se pueden adaptar un poco- es clave para mantener unas rutinas, un ritmo cotidiano.

Los aspectos positivos de la situación

Descarrega explica que a los niños y niñas se les debe hacer ver todo lo positivo del momento actual: están más horas junto a sus madres y padres. Los progenitores deben dejar claro, sin embargo, que ellos deben trabajar y los hijos deben hacer los deberes y las tareas que les correspondan.

Apunta a que de todas las situaciones de crisis surgen elementos de refuerzo individual, colectivo, social, sanitario etc. Lo importante, asegura, es ver la oportunidad de recuperar el contacto con la familia que no permite la vorágine del día a día. “Tendremos la suerte de disfrutar de un tiempo que no teníamos, pero hay que saber gestionarlo” explica Descarrega. Para combinar trabajo y ocio en casa un elemento importante es la creatividad de cada miembro de la familia a la hora de introducir posibilidades de hacer cosas. Es un buen momento también para organizar el vecindario para utilizar las azoteas, los jardines, los espacios abiertos… para poder quemar energías y mantener tanto la psique como el cuerpo.

Vivir solo: el apoyo

Aquellas personas que viven solas deben procurar estar conectadas: la telemática y el teléfono son elementos fundamentales para mantener la relación con los demás: familiares, amigos … sobre todo los que estén a distancia. Hacer encuentros virtuales y sentir el apoyo por parte de los demás es esencial: “Debemos ayudar a soportar mejor la situación. Y soportar es tanto aguantar la situación como apoyar, ambas acepciones son fundamentales”, apunta el psicólogo.

Cualquier situación de crisis puede hacer aflorar lo mejor y más deseable o lo peor y más indeseable de cada persona. Dependerá de cómo cada uno pueda reforzar aquellos elementos que son necesarios emocional y psíquicamente. Será importante la fuerza del trabajo en equipo, que no en grupo, y hacer que cada uno pueda aportar su granito de arena

El miedo y angustia

El miedo, la angustia, la ansiedad, la tristeza, el aburrimiento, son emociones que forman parte del ser humano. El miedo es un sentimiento normal, pero hay que intentar que no se convierta en insoportable. Por lo tanto, a pesar de la preocupación por el momento, no hay que llegar a la pérdida de control. Sobre todo teniendo en cuenta que la situación se puede alargar. De ahí la necesidad de contar con el otro: un compañero de trabajo, amigo, familiar, y si es necesario con los profesionales que estos días ofrecen asistencia telefónica y telemática para lo que no son urgencias.

Para hacer frente al miedo es importante abrir el abanico de intereses y no estar todo el día centrado en el mismo tema. El miedo no debe convertirse en desesperación, ya que es entonces cuando se empieza a hacer cosas fuera de lugar: comprar demasiado, ir a las segundas residencias rompiendo las recomendaciones… El miedo es irracional y hay que darle un sentido para desdramatizar lo máximo posible. Por ello considera que el humor es una herramienta indispensable para sacar las preocupaciones excesivas.

El momento actual nos permitirá replantearnos como seres humanos: “Somos seres vivos biopsicosociales, o mejor dicho seres vivos biopsicoredessociales” y esta situación, dice el psicólogo, permitirá repensar nuestras prioridades: el cuidado de la salud, en primer lugar, y el cuidado emocional, en segundo. Aprenderemos a hacer un uso de las redes sociales para lo que nos sea necesario, no simplemente para estar ahí.

El mundo de la pareja

Aunque algunas noticias hablan de un aumento de divorcios, los expertos consideran que, si hay roturas de la pareja, no será por la situación de confinamiento sino que algo no funcionaba previamente. Tanto la relación con las parejas como la relación con hijos adolescentes se complican en momentos así, si ya hay una base complicada. En ocasiones, sin embargo, puede servir para hacer un giro a la situación: para reorganizar la vida familiar, aprender a vivir lo mejor posible y recuperar lo que había quedado en segundo término.

La guía

El Colegio Oficial de Psicólogos de Cataluña ha publicado una guía que nace con la misión de evitar que estas emociones se conviertan en un problema viral añadido, y conseguir que las personas lo vivan con calma, inteligencia y buena disposición, lo que generará el máximo de bienestar para ellas, los suyos y el conjunto de la población. Se puede consultar aquí.

Valora esta noticia
0
(0 votos)
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios